miércoles, 30 de marzo de 2011

Los sutiles matices de un genocidio.

En este artículo se pretende argumentar que, incluso aceptando que el régimen de Gaddafi fuese tan criminal como afirma la resolución de la ONU, la única postura aceptable para la izquierda es NO A LA INTERVENCIÓN. SIN MATICES.

Mientras escribo esto, decenas de civiles libios mueren asesinados por fuerzas militares autorizadas por la ONU.
En efecto, esta masacre está justificada por una resolución aprobada por su Consejo de Seguridad. En esta resolución se afirma que la Jamahiriya árabe de Libia -es decir, el gobierno libio- es responsable de una gravísima y sistemática violación de los derechos humanos.
Ante esta resolución, la mayoría de portavoces de la izquierda nominal de nuestro pais ha adoptado una general aquiescencia. Eso sí, matizada.
Estos matices, al parecer, serían los que distinguirían su línea ideológica de la de la derecha y sus intereses de los intereses de las transnacionales. Tratemos de clasificar las posturas de la izquierda en función de esos "matices". Partimos, aunque no lo compartimos, de algo que todos ellos siguen manteniendo, que el diagnóstico de la ONU sobre la gravísima y sistemática violación de los derechos humanos en Libia es correcto.

1. -Es preciso intervenir militarmente. Sin matices.
2. -Es preciso intervenir militarmente. Matiz 1: Pero hay que evitar que haya víctimas civiles.
3. -Es preciso intervenir militarmente. Matiz 2: Pero hay que evitar que, de paso, las transnacionales se apoderen de los recursos petrolíferos y las potencias impongan un gobierno títere.
4. -No se debe intervenir militarmente. Matiz 3: Pero el régimen de Gaddafi debe caer.

Clasificada la diversidad de posturas así de escuetamente, podemos argumentar lo siguiente:

La postura 1 resulta indistinguible de la de la derecha. Este blog no está dirigido a personas de derecha, por lo que no voy a molestarme en rebatir su ideario. Es cierto que coincidir en algo con la derecha no implica estar equivocado, ni siquiera implica no ser de izquierdas. Pero coincidir en la necesidad de una intervención militar liderada por, entre otros, Reino Unido, Francia y EE.UU. en un país soberano sin plantearse nada más, salvo apreciaciones como "es el mal menor", aparte de una postura criminal, es una postura incompatible con el izquierdismo. Nadie de derechas estaría de acuerdo con la intervención soviética en Checoslovaquia, sea ésta un mal menor o no.
Por tanto, quienes apoyan la postura 1 NO son de izquierdas -aunque digan o crean serlo.

La postura 2 incluye el matiz de que la intervención debe hacerse sin víctimas civiles. Quienes han mantenido esto hasta el 21 de Marzo pueden ser calificados de ilusos ya que no ha habido ningún caso en el que, tras el decreto de zona de exclusión aérea, no se haya producido un bombardeo masivo con resultado de millares de civiles muertos. Pero quien todavía lo mantenga hoy, es que no lee los periódicos, ni siquiera los de su línea ideológica. O si los lee y sigue manteniendo esta postura es que debe ser idiota.
Por tanto, quienes todavía apoyan la postura 2, o NO son de izquierdas o no han leído las noticias o -con perdón, pero no se me ocurre otra explicación- es posible que sean idiotas.

La postura 3 incluye el matiz de que la intervención para derrocar a la supuestamente criminal Jamahiriya no termine con la imposición de un gobierno afín a los intereses económicos y militares de las potencias implicadas en la intervención. Ahora bien, lo que hay que preguntar es, si eso ocurre ¿quién lo va a evitar? Es decir, una vez eliminadas las fuerzas militares de la nación libia y asentadas en ella las potencias militares extranjeras, si a esas potencias les diera por adueñarse del petróleo y por controlar el país ¿quién lo iba a impedir? ¿Los libios? ¿Los izquierdistas que defienden la postura 3? ¿Con qué medios? Utilicemos una parábola, a ver si así está más claro.
Un pastor tiene un rebaño de ovejas en un cercado, pero un lobo logra entrar en el cercado y va matando ovejas cada vez que tiene hambre. A alguien se le ocurre que para matar a ese lobo lo mejor sería dejar entrar a varios lobos de una manada enemiga. ¿Acaso el pastor no comprendería que con esa solución lo único que conseguiría es no dejar a salvo ni a una sola oveja? Si no, sería, desde luego un pastor muy tonto.
Dejar entrar a las fuerzas de la OTAN en Libia para que los libios vivan en libertad y prosperidad es una idea demencial para cualquiera que conozca los objetivos y el modus operandi de la OTAN y su descomunal e incontestado poderío militar.
Por tanto, quienes apoyan la postura 3, o NO son de izquierdas o -con perdón, pero no se me ocurre otra explicación- es posibe que sean tontos.

La postura 4 parece radicalmente distinta a las demás, pues se manifiesta en contra de la intervención militar. Pero al hacerlo nunca se olvida de añadir un matiz: que Gaddafi y/o la Jamahiriya deben ser derrocados. "No a la intervención-No a Gaddafi." Ése es el lema, ésa es la doble exigencia.
El derrocamiento viene justificado porque quienes dicen esto creen que las acusaciones de la ONU son ciertas. Nosotros, aunque consideramos falsas esas acusaciones, vamos a darlas por buenas para no tener que enfrascarnos aquí en un debate sobre hechos.
Desde un punto de vista puramente teórico, esta postura parece perfectamente defendible. Si Gaddafi es un tirano es justo reclamar que sea derrocado. El problema es que las afirmaciones públicas tienen consecuencias no solo teóricas sino también prácticas. De modo que lo que es correctísimo en un plano teórico puede ser sumamente inconveniente en un plano práctico. Llamar cabezón a alguien con una cabeza claramente más grande que la media es teóricamente correcto, pero en la práctica es, como mínimo, una falta de educación. Según qué casos, puede ser incluso una crueldad. Pues bien, pedir el derrocamiento de Gaddafi cuando se sabe que el derrocamiento de Gaddafi es precisamente la excusa que se está utilizando para la intervención militar, puede ser teóricamente muy admisible. Pero en las circunstancias actuales es una tremenda irresponsabilidad y un tremendo contrasentido. Gritar "No a la intervención-No a Gaddafi", en las circunstancias actuales es un oxímoron. Gritar "No a Gaddafi" implica, a nivel práctico, gritar "Sí a la intervención." Se quiera o no.
Pongamos otro ejemplo. Imaginemos que una persona considera que la religión de los Testigos de Jehová es sumamente perjudicial para el que la practica y, en general, para toda la sociedad. Imaginemos también que el Parlamento, opinando lo mismo que esa persona, aprueba una ley según la cual los Testigos de Jehová deben ser internados en campos de concentración. A esa persona le parece que esta medida es absolutamente brutal y desproporcionada, a pesar de lo perjudicial que considera que es esa religión. En medio de las persecuciones a esa minoría indefensa ¿estaría justificado que esa persona saliese con una pancarta que diga "No a los campos de concentración-No a los testigos de Jehová"? ¿A quien beneficiaria esa pancarta? Desde luego, es evidente, por un lado, que los campos de concentración no dejarán de existir a causa de esa pancarta. Pero, por otro, es tambien evidente que, queriéndolo o no, la pancarta está dando una coartada ideológica muy útil para que sigan existiendo.
Aplicado a nuestro caso, hasta el más optimista sabe que una pancarta contra la guerra ya no va a parar la guerra. Pero también debería saber que una pancarta contra Gaddafi le está dando a esa guerra un útil y cómodo apoyo en la opinión pública.
En una relación de fuerzas tan terriblemente desproporcionada como la que se da entre la Jamahiriya y las potencias militares implicadas en la intervención ¿tiene sentido condenar a la primera? En una situación de tan claro desequilibrio, la neutralidad teórica se convierte a nivel práctico en un partidismo por el más fuerte. Los votos en blanco de Rusia y China en el Consejo de Seguridad de la ONU significan neutralidad a nivel teórico, pero suponen partidismo por el más fuerte a nivel práctico.
Por tanto, quienes mantienen la postura 4 deben comprender que esa postura, aunque deje a nivel teórico la conciencia tranquila, en la práctica, es indistinguible de las otras tres.
Nadie les habría echado en cara a esos izquierdistas que en 2007, por ejemplo, hubiesen organizado una manifestación contra el régimen de Gaddafi. En aquel tiempo Gaddafi era amigo de nuestros gobernantes y tenía sentido protestar ante esos gobernantes para que renunciaran a esa amistad. Pero ¿por qué lo hacen justo ahora, cuando ya no hace falta, cuando ya de todos modos sus gobiernos están de acuerdo con ellos? Confieso que no lo entiendo.
Es muy posible que quienes sienten la ineludible necesidad de añadir un "No a Gaddafi" al "No a la guerra" no hayan caído en las consecuencias prácticas de ello. Es posible que sean unos incautos.


Yo no quiero insultar a nadie, y además estoy convencida de la excelente talla intelectual de nuestros portavoces oficiales de la izquierda, desde Luis García Montero a Inmanuel Wallerstein (bueno, admito que ciertas diferencias intelectuales sí que hay entre ambos...) No quiero suponer que esos faros por los que se guía la gente de izquierdas sean idiotas o tontos. Ni siquiera puedo admitir que sean incautos. Pero, por eso mismo, solo puedo considerarlos unos impostores.

Pero si los portavoces de la izquierda, los creadores de opinión de la izquierda, fueran mayoritariamente unos impostores, eso significaría que las personas normales y corrientes de izquierdas estamos en sus manos. ¡Pues al diablo con los portavoces de la izquierda! ¿Quiénes los han nombrado portavoces? ¿Qué medios de comunicación les dan voz? Hay muchas personas que no somos portavoces de nada pero que no estamos de acuerdo con la resolución de la ONU. Algunos incluso, no se consideran de izquierdas. Pero al menos tienen dos cosas, cerebro para pensar y corazón para compadecerse.
Escuchemos, mejor, a esas personas.



34 comentarios:

Eleutheria Lekona dijo...

Ahora que hablas de Inmanuel Wallerstein, me acabo de acordar de un artículo de él que leí hace unos dos días y que fue escrito vísperas la invasión a Libia. En éste argumentaba que la invasión no se llevaría a cabo, entre otras cosas, porque China, Rusia y Alemania se opondrían; además, desestimaba las advertencias que Hugo Chávez hiciera sobre una posible intervención militar occidental (seguro lo escribió antes de lo de Fukushima, es decir, antes de la crisis energética nuclear que, posiblemente, deriva en una crisis energética en general: quién sabe hasta qué punto esto influyó en la decisión de intervenir a una país rico en petróleo y gas). A mí, personalmente, Inmanuel Wallerstein y su "sistema mundo" me parecen demasiado artificiosos, no porque no elabore ideas útiles o valiosas, sino porque erige sus ideas sobre excesivos constructos teóricos. Y, coincido contigo, para pensar y sentir no requieres de portavoces y -menos- de coincidir con ellos. Buena hora va siendo de despojarnos de ídolos de pies de barro sin la intención –no porque sea denodado- de subestimar otros pensamientos.

Saludos otra vez.

Jose Luis Forneo dijo...

De una lógica aplastante. Unir el No a la Guerra con el No a Gadaffi es un absurdo, una inconsecuencia. Pero la mayor es implicarse y agitarse porque alguien desde Europa considere que los libios tienen el lider equivocado (sin preguntarles, por supuesto, para eso nos consideramos los mas civilizados), mientras en casa se aguantan dictadores como los que sufrimos.

Saludos

La fuerza dijo...

La postura 4 es con diferencia la más peligrosa de todas.

La fuerza dijo...

porcierto te dejo un extracto de un artículo de Albert Escusa que lleva a tu misma conclusión:

Entre la izquierda “Ni-Ni” el razonamiento es el siguiente: “si el régimen de Gadafi es tan malo y ha cometido tantos crímenes, es un mal menor que sea aniquilado por la OTAN”. Resultado práctico entre los ciudadanos potencialmente anticolonialistas: “no vale la pena movilizarse contra la agresión, porque no hay diferencias entre agresores y agredidos, todos son igual de malos”. Las dos corrientes de la izquierda occidentalista defienden los mismos objetivos que los gobiernos imperialistas y la izquierda guerrerista: destruir a Gadafi. Solamente discrepan en los medios, porque algunos piensan que la agresión militar es moralmente rechazable.

Maritxu dijo...

De acuerdo con los comentarios, la postura 4 es la más incongruente de todas.

Oxandabaratz dijo...

Eskerrik asko Libiaren inguruko lanagatik, Dizdira!! Lan bikaina egiten ari zara!!

Misántropo dijo...

Yo me quedaría con la lógica de "Barrio Sésamo".

Habiendo tantos conflictos en África con muchos muertos inocentes ...¿cómo es que les ha dado por ir a Libia? Si la razón es humanitaria, y no van a los demás, es evidente que sus motivaciones son otras a las confesadas.

Lo que ya no entiendo es que en España no haya grupos políticos relevantes que estén en contra. Podrían hacerlo perfectamente sin que la situación cambiase. Así que supondremos que no es por eso. Entonces o son "cortos" y se creen el cuento chino del fin humanitario, o directamente son completamente malvados (ya que hacen el mal sin obtener beneficio).

Por otra parte, no acabo de asimilar eso de que el blog no esté dirigido a personas de derecha. Quizás no lo he entendido. Es verdad que el blog no es un formato que dé para explayarse mucho con los artículos y, si es por esto, entiendo que prefieras centrarse en otros temas. Pero "dirigirse" imagino que debe de referirse para el que lo quiera leer (teniendo en cuenta que esto es un blog público). No voy a defender a la derecha, pero tampoco a la izquierda. Cada una cojea de pies distintos. En fin, ya digo que quizás no te he entendido.

¡Ah! Teniendo en cuenta que Obama es casi el máximo responsable de la masacre de los "aliados", me parece especialmente siniestro esto: http://www.elpais.com/articulo/internacional/Obama/rinde/homenaje/monsenor/Romero/elpepuint/20110323elpepuint_7/Tes

Tendría que recficarme de unas cuantas cosas que dije en este blog sobre Obama.

Saludos

Dizdira Zalakain dijo...

Eleutheria:
Sobre Wallerstein: precisamente estoy empezando a leer su tetralogía -la cuarta parte creo que aun no se ha traducido al castellano- sobre el moderno sistema mundial -o sistema-mundo. Así que no puedo opinar sobre lo que comentas de su artificiosidad, etc. Espero poder tener pronto más elementos de juicio para opinar. De momento, me parece que sus planteamientos son relativamente originales e interesantes.
Lo que sí que lei fue el artículo suyo al que haces referencia y en el que, con una seguridad un tanto ridícula, negaba la posibilidad de la invasión poco antes de que ésta se produjera. ¡Qué contraste con los pronósticos de Fidel Castro!
Atención a esta frase suya, escrita por lo que parece un día antes del inicio de la intervención militar:
"El segundo punto en que falla el análisis de Hugo Chávez es que en Libia no va a haber ningún involucramiento militar significativo del mundo occidental. Los pronunciamientos públicos han sido mera alharaca, diseñada para impresionar a la opinión local. No va a haber ninguna resolución del Consejo de Seguridad porque Rusia y China no van a aceptarla. No va a haber ninguna resolución de la OTAN porque Alemania y otros no aceptarán. Aun la postura militante de Sarkozy contra Kadafi se topa con resistencia dentro de Francia.
Ante semejante ceguera o estulticia de alguien que en sus libros teóricos parece tan brillante, una no sabe si optar por pensar que esta gente vive en su mundo de ideas platónicas o si vive más bien de él.

José Luis:
Es cierto que la postura de los ni-ni es insostenible por muchos motivos. Uno es el de que las denuncias de la ONU son falsas. Otro el que tú apuntas, la nula legitimidad de unos gobiernos absolutamente criminales y dictatoriales para dar lecciones de democracia. Pero en este artículo quise obviar las discusiones sobre estos puntos, que tanto se prestan a argumentos del tipo "y tú más" y limitarme lo más posible a argumentos de pura lógica, sin referencia a hechos supuestos o reales.

Dizdira Zalakain dijo...

La Fuerza:
Muy buen artículo, efectivamente el de Albert Escusa. Lo acabo de leer en Kaosenlared. Su caracterización de parte de la izquierda europea como "izquierda OTANista" por más contradictorio que suene, no puede ser más acertada.

Maritxu:
Analizada friamente, es verdad que resulta la más incongruente. Pero lo cierto es que, visceralmente hablando, ha resultado muy exitosa. Algún mecanismo inconsciente debe operar en quienes la enarbolan con tanta pasión. Creo que se debe, por un lado, a la unión de la satisfacción de sentirse angelicalmente superior desde un punto de vista moral a las dos partes y, por otro, a la seguridad de saber que con esta postura no se produce un peligroso enfrentamiento con el sistema. Este último punto es muy importante, claro está, para todo ese grupo de intelectuales y famosos que deben su prestigio y su fama al sistema.

Oxandabaratz:
Mila esker zuri!

Misántropo:
Por dirigirme, me refiero, exactamente a eso. Es como si una revista de Ecología afirma que va dirigida a los interesados por la protección del medio ambiente. En una revista así es de suponer que ni siquiera se entraría a discutir la necesidad de proteger la naturaleza: se da por hecho que sus lectores están de acuerdo con este punto de partida. Con este blog ocurre lo mismo: se asume que sus lectores parten de unos postulados más o menos de izquierda. Eso no implica que yo pretenda impedir que lo lea cualquier otra persona .-no podría hacerlo, aunque quisiera. Sólo quiere decir que no me apetece entrar a debatir principios políticos con gente con la que ni siquiera tengo una mínima base de entendimiento común. Por ejemplo, yo no voy ni siquiera a entrar a discutir, como se hace en muchas otras webs, .si las multinacionales son beneficiosas para el tercer mundo o si hay que expulsar o no a los gitanos de España. Las razones son: falta de tiempo, falta de paciencia y, también, por qué no decirlo, falta de estómago: hay seres con los que me parece denigrante hacer algo mejor que ignorarlos.
Quizá no quede cool ni buenrrollista ni democrático decir estas cosas, pero al menos se me concederá que soy sincera y no pretendo engañar a nadie. Cuando entro a Libertad Digital, por ejemplo, no he leído que se adviertan cosas como "Esta web es racista, islamófoba y procapitalista." Y creo que no sería mala idea.
Con respecto a si la derecha o la izquierda cojean, no sé si te refieres a las ideas o a las personas o partidos políticos que las sustentan o dicen sustentarlas. Si es a esto último, no te lo niego. Precisamente buena parte de los posts sobre política de este blog consisten, como ha sido el caso de este último, en denunciar lo que a mi juicio son "cojeos" de partidos y portavoces sedicentes de izquierda. Pero si te refieres a las ideas, yo creo que las ideas no cojean: son simplemente mejores o peores, Yo he elegido las que creo mejores, eso es todo.

Saldudos a todos y muchísimas gracias por vuestros comentarios.

Gloria dijo...

Salam aleikum Dizdira.
Habría que remontarse atrás y pararse un momento a reflexionar.
Aclaro que es una opinión personal, la cual no quiere decir que sea cierta......
¿Cómo es posible que un hombre que se ha sentado en la misma mesa de monarcas y gobernantes del mundo, pase a ser ''amigo del alma'' a ''enemigo mío’’.
Las claves (como tu muy bien explicas en uno de tus artículos: Libia ¿Revuelta popular? Nuevos datos.) están en esas reformas que Gafadi pretendía llevar a cabo en su país.
Ahí empieza a gestarse el derribo del libio, y los imperialista ponen a trabajar a las mentes pensantes de cada país (ya sabemos que países)
¿Como lo hacemos?
Primero nos metemos en Túnez, colocamos unos cuantos ''susurradores'' en los oídos adecuados, éstos de repente se dan cuenta que su presidente y familia viven como reyes.
Ahí tienes la primera ''revolución Light’’.
Al presidente le ofrecen exilio dorado, a su mujer ''le permiten ''sacar del país 1.5 toneladas de oro, equivalente
A 45 millones de euros.
Allí no hizo falta intervención de la ONU.
La mayor fuente de ingreso de Túnez es el turismo, con las ''piedras'' se gana mucho dinero, pero el petróleo da un billón de veces más.
Luego le toca el turno a Egipto, el modus operandi es el mismo, pero aquí se ''esmeran'' un poco más para hacerlo más creíble.
El líder egipcio en un alarde de ''amor su pueblo'' renuncia.
Tampoco se hizo necesaria la presencia ''de Santa Teresa de la ONU''
Dicen que el presidente egipcio se encuentra "bajo arresto domiciliario" en el balneario de Sharm el Sheik en el mar Rojo en Egipto.
Otros lo sitúan en Arabia Saudí junto al presidente tunecino.
Esté donde esté, no me cabe la menor duda de que duerme con almohadas de plumas...
Hosni Mubarak (Egipto) ha sido acusado de homicidio intencional por la muerte de 386 personas durante la rebelión que llevó a su derrocamiento.
El primer ministro de Túnez Beji Caid-Essebsi , pide Ben Ali sea llevado a la horca por los crímenes contra el pueblo tunecino.
¿Ha actuado ya el tribunal de la Haya?
¿Cual es la mayor fuente de ingresos en Egipto?
El turismo, claro.
Egipto es un país que extrae ya muy poco petróleo, con una cuota que no llega al 1% de la producción mundial, interesante dato ¿no?
Esta noticia es del 24 de Marzo:
Gates (Secretario de defensa) asegura a Egipto que contará con ayuda sostenida de EEUU
La ayuda de Estados Unidos a Egipto ha sido de alrededor de 1.500 millones de dólares al año, la mayor parte de la cual ha sido asistencia militar.
Extrañas revoluciones donde los pueblos siguen estando bajo la bota imperialista.
Ya con dos países revolucionados es más que suficiente para gestar la gran conspiración contra Gadafi.
Aquí no bastan con los susurros, directamente se proporcionan armas a los ''rebeldes''.
Y comienzan a aplicar aquello del ''divide y vencerás''.
Dizdira este comentario va por partes,no me deja publicarlo entero.
Te pido disculpas por el lio.

Gloria dijo...

Esa es una parte de la ''gran mentira'',ahora toca la parte donde los mejores alumnos de la escuela ''Goebbels'',demuestran lo aprendido: ''Como convencer a la población mundial de que el ayer ''encantador y simpático ''líder libio es un asesino de masas.
Y comienza el apogeo de noticias.
Gadafi bombardea a su pueblo
Gadafi asesina a los niños
Gadafi viola a las mujeres
Se llega hasta tal punto de la paranoia que algunos comienzan a darse cuenta de que la cara de Gadafi ha sufrido cambios, ¡le ven bigotillo, y flequillo!
Y no hay nada más peligroso, que mostrar al mundo imágenes de pueblos bombardeados, niños y mujeres mutilados y una población doliente.
Esa es la mejor propaganda mejor usada por el imperialismo del siglo XXI para hacerse con el control del oro negro.
Cometieron el error en Irak, y aprendieron de ese error....

Y cuando a los seres humanos se nos pone ante el dolor ajeno, sacamos la indignación,hasta tal punto que acabamos por decir:
''Está masacrando al pueblo y a Europa o USA no le importa. ¡Qué vergüenza!''
Este comentario lo he leído en un blog de izquierdas.

Gloria dijo...

Yo puedo comprender y justificar la reacción del pueblo llano que ante una tv que le esté mostrado semejantes imágenes se rebele y diga ¡hay que ayudar a esa pobre gente! , yo eso lo puedo disculpar.
Lo que no puedo comprender, ni disculpar es a todas aquellas personas que unos conocimientos básicos de cómo funcionan los EE.UU y la U.E, tenga la poca vergüenza de apoyar semejante despropósito.
Lo que es inadmisible es leer:
AL secretario general de CCOO, Ignacio Fernández Toxo,le parece'' muy bien'' que entren en Libia.

El secretario general de UGT, Cándido Méndez, ha asegurado que le parece "adecuado" que España apoye la resolución de Naciones Unidas, aunque ha resaltado la importancia de actuar "con mucha rapidez" porque la matanza "puede seguir". "En este momento lo segundos son preciosos", ha indicado.

¡Ver para creer! ¡Un comunista y un socialista apoyando los intereses avaros de unos capitalistas!

A otro que le parece un ''mal menor'' es al actor Juan Diego, porque se trata de un pueblo que se ha levantado contra "un tirano" en defensa de algo "absolutamente elemental" que hay que conquistar: la libertad.

Este tiene un poco 'distorsionada'' la palabra libertad y muy poca vergüenza.

El cantante Miguel Ríos ha asegurado que ve "bien" la intervención en Libia porque el "sátrapa" de Gadafi está "masacrando" a su propio pueblo y porque todo el mundo, con independencia de su ideología ha coincidido en la necesidad de parar el problema libio con el mínimo daño posible.

Aquí ha retratado la suya (su ideología)

Miguel Ríos es un claro ejemplo de las secuelas cerebrales que dejan las drogas al ser consumidas durante un largo periodo de tiempo, porque al igual que a los otros se les olvida que al que hoy llaman sátrapa, estuvo sentado a la diestra de ésos que hoy tiran las bombas sobre su país.

Esos a los que ahora apoyan con tanto ''fervor'' son responsables de mantanzas por todo el mundo, a los que durante la guerra de Irak llamaron asesinos y ahora son ''los salvadores buenos'' de los libios.

Y el broche de oro ''falso'' de para justificarse:

Todos han coincidido en señalar las "claras diferencias" que existen entre el conflicto libio, avalado por una resolución de la ONU, y la guerra de Irak, motivada por una decisión unilateral del Gobierno de George Bush a espaldas de Naciones Unidas para, en su opinión, hacerse con un mercado petrolero.

Si claro, en Libia han actuado por su gran amor a la humanidad.

¿Que quieren ellos el petróleo libio? ¡Por Dios! no seamos mal pensados, que cuatro ''eminencias'' como

Cándido Mendez, Ignacio Fernández Toxo, Juan Diego y Miguel Ríos han dicho que ''bombardear un país está bien''

Lo que yo desconocía de estos cuatros, es su habilidad en el timo ''de la estampita''

''CRIA CUERVOS...''.
Y para rematarlo y emborronar más el tema desde algunos blogs de personas que se llaman de izquierdas, se lee la misma letanía:
¡Hay que echar a Gadafi!
¡No a la guerra!
¿Como pensaban echarlo ellos?
¿narcotizándolo como a Mr. T del equipo A?.
Van como ovejas siguiendo al pastor, y con eso lo único que han conseguido, consciente o inconscientemente es contribuir a sostener esta gran mentira sobre el conflicto libio.
Dizdira ya puedes perdonar el tostón :)
Quiero darte las gracias, mi blog es muy humilde, es solo un granito de arena...
Y no me he ido para siempre, tan solo es un descanso.
Es una lástima que no pueda decir lo mismo por Rafael, pero sé que es muy resistente y seguirá luchando desde otros frentes...
Me quedo con lo mejor, el haberlo conocido...
Un abrazo fraternal.

KRATES dijo...

A mí me parece que detrás de esta guerra están los recién famosos Fondos Soberanos de Inversión y la vanidad y soberbia de los jeques de los petrodólares:

http://losdeabajoalaizquierda.blogspot.com/2011/03/jeques-y-vikingos-contra-libia-y-el.html

Dizdira Zalakain dijo...

Gloria:
Un completo repaso a los antecedentes, desarrollo y aspectos de este nuevo crimen contra la Humanidad de los demócratas.
Es una pena que se quede en comentario. Por su extensión y por la variedad de asuntos que trata, merecería estar en un post.
La comparación chistosa que has hecho con lo de narcotizar a Mr. T tiene más enjundia de lo que parece. La opinión pública europea y norteamericana ha visto muchas películas y videojuegos de guerra. Disfrutan con el colorido de las explosiones, con la elegante y precisa combinación de alta tecnología y fría estrategia. Pero, por desgracia -sí, por desgracia- casi nadie sabe lo que realmente es la guerra. No saben que no hay colorido ni precisión ni elegancia, sino destrucción, dolor , improvisación, estupidez y mugre. No saben que "Operación matar a Gaddafi" no es el trepidante argumento de una película protagonizada por el metrosexual de moda en Hollywood. No saben que matar a Gaddafi no es una aventura, sino un sucio y asqueroso homicidio, cobarde, ruin y mercenario y que sus ejecutores no son guapos y simpáticos héroes, sino las mayores ratas de las cloacas más fétidas del sistema.
El cine americano nos ha enseñado a imaginar así de bonito y divertido el asesinato de inocentes.

Krates:
Te comento el tema en tu blog.

JM dijo...

Los anglosajones preparan el futuro. En un próximo ataque a Irán, NECESITAN el petróleo libio, que , no olvidemos, se encuentra a este lado de Africa.
En el caso de que el estrecho de Ormuz y el canal de Suez quedaran bloqueados, el petróleo libio sería vital para el mundo capitalista. La permanencia de Gadafi no aseguraría el suministro.
Ese es el asunto principal.

Iñaki dijo...

El mundo extrae y consume alrededor de 88 millones de barriles de petróleo diarios, de los cuales, Libia apenas aporta 2 millones (el mayor productor, Arabia Saudita anda sobre 10 M); su capacidad productiva seguramente se pueda aumentar el algunos cientos de miles diarios más, a riesgo de adelantar su cénit, como el de todos los productores de dicho recurso.
El problema con Libia es que da de comer energéticamente hablando a España e Italia, que ya andan sobradamente apurados (recordar el límite 110).
Para mostrar el problema "imperial" en resumidas cuentas y considerando pasado el cénit mundial de la extracción del petróleo (peak oil), si los países centrales, que representamos el 20% de la población y consumimos el 85% de los recursos del planeta, para agregar el 15% restante, por pura arítmetica, habría que eliminar al 80% de la humanidad (no está en mi corazón, desde luego), cosa que, por fortuna, no es ni remotamente tan facil como muchos, incluidos "izquierdistas" parecen desear.

Maritxu dijo...

Dizdira, y tanto que la más exitosa dentro del movimiento "pacifista". No es más que una variante de un complejo de "superioridad" moral que deja entrever grandes contradicciones y una desconexión de la realidad que yo catalogaría como esquizofrenia. Agurrak!

Maritxu dijo...

KRATES: No creo que andas nada desencaminado. Qatar promocinaba el arte, el deporte, con exposiciones, eventos internacionales. Qatar ayudó a reconstruir el Líbano, intervino a favor de los palestinos en Gaza, etc ... etc ... Ha sido el canal de televisión Al Jazeera, con su atractivo y alta calidad profesional, equipos que no tienen igual en el mundo árabe,... un sueño mediático. Casi se le perdona al príncipe de Qatar el golpe de Estado contra su propio padre que lo llevó al poder, casi se le perdona la normalización con Israel.... El sueño de Al Jazeera se convirtió en una pesadilla. De repente, de un día para otro, sin previo aviso, el canal comenzó a promover guerras en el mundo árabe bajo el título atractivo de revolución, pasó a formar parte de una amplia campaña mundial que busca la dominación sobre el mundo árabe. El príncipe de Qatar entró en la guerra contra Libia y está pagando por cada cohete o misil que tira en Libia; Libia está siendo destruida por la OTAN, por el uranio empobrecido, libios desplazados, etc. y todavía Al Jazeera sigue en la brecha cubriendo la guerra, y el príncipe no está contento todavía. El paseo de romántico con el príncipe de Qatar por los sueños de Al Jazeera fue un viaje para tomar parte en todo lo que el canal ofrece, ya sea la guerra o la revolución o levantamiento o la modernización o la normalización, hay que estar al servicio de Al Jazeera, que a su vez está subordinada a los intereses de Usrael... Saludos.

Maritxu dijo...

"Al-Jazeera tiene una nueva e importante seguidora: la secretaria de Estado norteamericana, Hillary Rodham Clinton. La ex primera dama y candidata a la presidencia elogió a la cadena de noticias con sede en Qatar al decir que proporciona "noticias reales", mientras que sus homólogas en Estados Unidos, como CNN y Fox News, torpedean a sus audiencias con "millones de anuncios y argumentos de bustos parlantes"."
http://www.lanacion.com.ar/1355841-al-jazeera-gana-aliados-poderosos-en-eeuu

Dizdira Zalakain dijo...

JM:
Sí, yo también creo que hay un objetivo en mente llamado Irán. No solo necesitan petróleo, también una zona libre de enemigos actuales o potenciales, pues saben que Irán será un hueso duro de roer.

Iñaki:
Hay un método de momento más factible: cambiar la proporción 20% de ricos-80% de pobres por una del tipo 5%-95% o aun mayor. De hecho, a juzgar por los endeudamientos forzosos a los que el FMI está sometiendo a varios países europeos, la estrategia a largo plazo podría ir por ahí.

Maritxu:
Bueno, ahora sabemos cómo es que al-Jazeera le retransmitía los famosos discursos de Bin Laden, esos en los que le faltaba añadir, "Soy el mal, por eso los EE.UU., a los que odio, son el bien ¿lo pillan?".
Seguramente los haría en un plató de Qatar con decorado rupestre.
Y lo de la reconstrucción del Líbano... La empresa Solidere, que es la que está haciendo negocio con ello, lo que esta haciendo virtualmente es comprar Beirut, manzana a manzana. Primero los sionistas lo destrozan. Luego ellos lo compran so pretexto de reconstruírlo. ¿Sabes quién es el principla accionista de Solidere? Yehia Bin Laden. Sí, el hermano de Osama...

KRATES dijo...

Pero lo que más me intriga es el papel de Noruega en todo esto. Y sus buenas relaciones con Qatar y Emiratos Árabes Unidos, los dos países de la Liga Árabe que han estado atacando Libia (igual que Noruega):

http://losdeabajoalaizquierda.blogspot.com/2011/03/jeques-y-vikingos-contra-libia-y-el.html?showComment=1301749014007#c6541687667046843866

Cuyos antepasados se dedicaron a la piratería: los vikingos y la Costa de los Piratas o Estados de la Tregua.

Misántropo dijo...

Dizdira:

Tanto las izquierdas como las derechas tienen sus orígenes en las orientaciones del carácter. Esto hace que, en ambos casos, sea muy complicado quedarse en el simple marco teórico. Ante un mismo problema cada orientación puede caer en vicios distintos que hagan que queden igualmente separadas de la realidad. La izquierda puede tender al alarmismo (todo va mal, el mundo se cae, etc...) y la derecha a ignorar que tal problema exista en absoluto. Fácilmente sucede esto si, por ejemplo, hay que hablar de la energía nuclear.

Saludos

Maritxu dijo...

Gracias, Dizdira, por revelar algo más del asunto. La capa de romanticismo hacía difícil discernir la realidad subyaciente ;)

Dizdira Zalakain dijo...

Krates:
Hombre, el pasado vikingo de los noruegos, como metáfora tiene bastante gracia. Y, en efecto, tiene precedentes. Durante la Edad Media los vikingos asolaron el Mediterráneo. Se instalaron en Sicilia y todavía quedan descendientes suyos por Sevilla, de cuando fueron finalmente derrotados por Abderramán II.

Misántropo:
Que las posturas políticas que una persona concreta tome en su vida tengan su origen en tal o cual característica psicológica no nos dice nada acerca de la exactitud o justicia de dichas posturas políticas. Así que no estoy de acuerdo con que por esa razón no sea posible "quedarse en el simple marco teórico." Qué oscuras motivaciones personales llevaron a Einstein a formular su Teoría de la Relatividad no solo es francamente difícil de averiguar sino que carece completamente de importancia para evaluar la validez de esa teoría. Una teoría no es mejor o peor por el pedigree de la salud mental de la cabeza en la que ésta se originó. Sus credenciales de validez las lleva bajo el brazo al nacer y por ellas debe ser juzgada.
Tampoco estoy de acuerdo con tu caracterización de "Izquierda=alarmista" / "Derecha=Incauta". Ante el terrorismo, la inmigración, el Islam, el comunismo o el separatismo la derecha es mucho más alarmista que la izquierda. Digamos que a cada grupo le alarma lo que pone en peligro o cree que pone en peligro sus intereses. De hecho creo recordar que ciertos tertulianos de la COPE se han hecho célebres por su alarmismo apocalíptico.

Maritxu:
Así son los fachas, muy científicos para explotar la realidad y muy románticos para explicarla.

Misántropo dijo...

Dizdira:

Esto que tú llamas "alarmismo de la derecha" suele proceder de sitios distintos. Mientras que el de la izquierda suele ser del tipo: "todo es un desastre, todo se cae a pedazos, etc....", el de la derecha tiende a escandalizarse porque tocan el orden de valores que se han formado. El comunismo fue especialmente rechazado en Estados Unidos porque tocaba el valor "sagrado" (curiosamente se podría hasta ver en términos religiosos) de la propiedad privada que ya había sido internalizado por su mentalidad capitalista. El "separatismo" porque la derecha, al igual que sucede en los fascismos, busca someterse a un poder mayor (no a deshacer el que ya hay). El terrorismo por atentar contra el orden consagrado en el Estado (tanto o más que por las víctimas), etc.... Es decir, pueden parecer semejantes desde fuera pero no lo son. Principalmente hay dos orientaciones del carácter enfrentadas que funcionan de formas distintas.

Saludos.

KRATES dijo...

Sustituyamos los drakkars altomedievales (embarcaciones vikingas) por los modernos cazabombarderos F-16. ¿Por qué el gobierno noruego ha enviado estos aviones para atacar Libia? ¿Y por qué ha hecho lo mismo el español? Habrá algo en común.

Dizdira Zalakain dijo...

Misántropo:
-Sigo sin estar de acuerdo. En la izquierda hay gente alarmista y bastante apocalíptica -como yo misma- y otras personas que rebosan optimismo y tranquilidad. Idem para las personas de derechas.
Creo que el malentendido aquí surge de confundir "ideas de izquierdas" con "personas de izquierdas". Las ideas de izquierdas son las que son. Cada una de las personas que las sostienen o dicen sostenerlas tendrá luego su psicología y sus rasgos de carácter.
-Por otro lado, el hecho de que los de derechas vean amenazado el orden consagrado no se debe a una característica esencial de la ideología derechista. De hecho el capitalismo, que es el sistema que ellos defienden, desde su progresiva implantación mundial desde hace dos siglos ha arrasado con cualquier valor tradicional consagrado (familia, religión, patria, etc.) Por arrasar, está arrasando hasta con el pequeño y medio empresariado local. Si los de derechas parecen defender lo que hay y los de izquierdas pedir cambios no es por una característica esencial de ambas ideologías, sino por una de tipo meramente coyuntural, que es ésta: la inmensa mayoría de los países del mundo están hoy regidos por ideas de derechas. Si fuese al revés los conservadores seríamos los izquierdistas. Los que somos de izquierdas nos negamos a que haya cambios en los pocos países en que gobierna la izquierda. Yo me opongo a que haya cambios en Cuba, por ejemplo. También nos negamos a que haya cambios en políticas de izquierda que se implantaron en su día en nuestros países. Yo, por ejemplo, me opongo a que haya cambios en el sistema público de pensiones o en la gratuidad de la Sanidad Pública. De hecho, tal y como está la coyuntura, los izquierdistas somos hoy más conservadores que los derechistas. Queremos conservar la sanidad y la educación, la universidad y el medio ambiente, el paisaje y la capa de ozono... Los conservadores, hoy, somos nosotros.
Y es que la confusión acerca de qué significa ser de izquierdas y atribuirlo a gustos personales, tendencias de carácter, modas, etc. no es sino el modo en que la propaganda capitalista deslegitima las ideas que podrían ser peligrosas para ella. Ser de izquierdas no es tener un carácter bohemio, o vestir con pintas raras, o ser inconformista, o ser guay y llevarse muy bien con todo el mundo, o tener el cuarto desordenado. No tiene que ver con fumar porros, ni con llevar gafapasta, ni con bailar ska. No tiene que ver con decir "camarada" o "salud". No tiene que ver con hacer grafitis o tocar el djembé. Por eso mucha gente cree que ciertos famosos que salen en la TV son de izquierdas. En realidad la mayoría de ellos carece de ideología por no decir de ideas.

Misántropo dijo...

Creo que he hablado de una forma demasiado equívoca. Con "carácter" no me refiero al sentido convencional de "una forma de ser". Pretendo aludir a la consolidación de un proceso, parejo funcionalmente al equipo instintual de los animales, mediante el que la persona adquiere unos hábitos para afrontar la realidad que se le presenta. Aquí hay varios ejemplos del sentido del "carácter" al que pretendo referirme.

Anónimo dijo...

Compañero, Astarita le dejó una respuesta a su articulo:
http://rolandoastarita.wordpress.com/2011/04/02/los-marxistas-y-la-lucha-contra-dictaduras/#comment-1347

Rolando Astarita dijo...

Leí su planteamiento, y celebro la claridad con que expone las opciones. Claramente, se está a favor de que Khadafy aplaste a la rebeliòn, o en contra. No se puede estar a favor de la derrota de Khadafy y afirmar que los insurrectos no tienen derecho a pedir armas o ayuda militar de donde sea. Mi discrepancia de fondo con sus posiciones reside en la caracterización de ambos bandos en pugna. En este respecto, existe un argumento que he adelantado varias veces, y no encuentro que se lo haya rebatido: la caracterización del movimiento rebelde no puede hacerse al margen de los procesos que sacuden a todo el mundo árabe. Es parte de la misma totalidad, un cuestionamiento generalizado a dictaduras (capitalistas, por supuesto), por parte de movimientos democráticos (capitalistas, por supuesto). En este respecto la caracterización del regimen de Khadafy (y el de Siria) como dictatorial no es patrimonio de la ONU, ni es esta caracterizaciòn lo importante. Lo importante es que esta caracterización la han asumido millones de árabes. Por esto mismo no hemos asistido a manifestaciones antiimperialistas en las grandes ciudades árabes a partir de la intervención. No encuentro que se haya presentado una explicación para esto desde el bando “nacional-izquierdista”. Comprendo, de todas maneras, que en todo esto tenemos diferencias ideológicas casi insalvables. Por eso no se trata de “imposturas”. La izquierda se ubica en bandos opuestos, que están enfrentándose a tiros. No es la primera vez, ni será la última. En última instancia, son las mismas diferencias que teníamos cuando muchos defendían los campos de concentración en la URSS, o el Muro de Berlín (“para acabar con la amenaza y las conspiraciones imperialistas”, “para defender a la patria socialista”, “para eliminar a los traidores”, “los métodos dictatoriales no tienen importancia y son inventos del imperialismo”, esto es, más o menos los mismos argumentos de hoy en Libia o Siria), y los que criticábamos a los regímenes stalinistas, campos de concentración y Muro de Berlín incluidos. Insisto, no son “imposturas”, son proyectos de sociedad y visiones ideológicas casi opuestas por el vértice.

Dizdira Zalakain dijo...

Hola Rolando:
En primer lugar, una aclaración.
He visto que en tu blog aparece un mensaje firmado por "El blog de Dizdira" con un link al presente post. Ese mensaje, a pesar de la coincidencia en el nombre, no es mío.

Con respecto a tu comentario:

1-El supuesto del que partes para tu argumento, a saber:
"la caracterización del movimiento rebelde no puede hacerse al margen de los procesos que sacuden a todo el mundo árabe. Es parte de la misma totalidad"
Es un supuesto para el que no se aporta ninguna evidencia. ¿Acaso no podría suceder que lo ocurrido en Libia no tuviese ninguna conexión significativa con lo de Argelia, por ejemplo?
Por otro lado, la interdependencia de todos estos movimientos puede darse bajo motivos muy diversos y esos motivos son los que realmente determinarán los análisis posteriores. No es lo mismo pensar que los movimientos son revueltas populares -como imagino piensas tú- que pensar que son golpes de estado blandos orquestados desde fuera. Un ejemplo de esta última opinión:

http://diseccionandoelmodusoperandi.blogspot.com/2011/04/revolucion-de-egipto-la-plaza-tahrir-y.html

2-Que no haya habido manifestaciones, si es que realmente no las ha habido (ignoro este extremo) en otros países árabes no demuestra nada acerca ni de la opinión de los árabes sobre el régimen de Gaddafi -o el de Al Assad- ni mucho menos sobre la naturaleza misma de ese régimen. La falta de manifestaciones en contra de una ejecución no es prueba ninguna de la culpabilidad del reo. Ni siquiera de la opinión de los ciudadanos sobre dicha culpabilidad.

3-En cualquier caso, lo que importa para determinar cómo es el régimen de Gaddafi no es qué opinan los árabes sobre Gaddafi. En primer lugar, me pregunto por qué debería ser más relevante lo que opinan los árabes que lo que opinen los eslavos o los hispanoamericanos. En segundo lugar, lo que importa para determinar si el régimen de Gaddafi es o no dictatorial no es lo que opine de él tal o cual colectivo, salvo -quizá- que ese colectivo sea precisamente el de los gobernados por esa supuesta dictadura. Lo que importa es una evaluación objetiva de la realidad de dicho régimen.
Pero para hacer una evaluación así está claro que debe recurrirse a argumentos fácticos. Argumentos en los que me niego a entrar puesto que he comprobado tras muchas discusiones que son inútiles. La valoración que haces del bloque socialista durante la Guerra Fría me imagino que está basada en datos que tú consideras correctos interpretados en contextos que tú interpretas adecuados y con criterios valorativos que son tan tuyos como los gustos en el vestir.
En ese sentido, en efecto, no hay por qué concluir que tus opiniones sean imposturas. Lo que no admito es que pueda afirmarse que la izquierda se ubica en bandos opuestos (tan opuestos que están enfrentándose a tiros.) Clasificar en el mismo rubro ideológico a posturas ideológicamente tan opuestas que "se están enfrentando a tiros" es clasificar muy mal.
Si sobre un asunto tan central para la definición ideológica y estratégica de la izquierda como el significado de la experiencia de los países del bloque socialista, tu opinión se acerca mucho más a la que sostiene la derecha que la mía, permíteme que me sienta más legitimada a clasificarme como "izquierdista" que tú.
No por casualidad esa mayor proximidad entre tus ideas y las de la derecha también se produce en un tema tan decisivo para nuestro tiempo como lo son los golpes de estado o amenazas de ellos(para tí, "revueltas populares") que asolan hoy países tan diversos como Costa de Marfil y Libia)

Saludos.

KRATES dijo...

Mis sospechas iniciales sobre la implicación qatarí, según pasan los acontecimientos, están siendo reforzadas cada vez más:

http://www.nortecastilla.es/v/20110415/mundo/catar-levanta-veto-suministro-20110415.html

«El pequeño emirato de Qatar gana cada vez más peso en la intervención militar en Libia. La opulenta monarquía petrolífera se ha implicado a fondo en el conflicto en un intento por abrirse paso entre las grandes potencias en la escena internacional. El país pérsico, que junto a Emiratos Árabes es el único de la región que participa con cazas propios en la misión, se ha convertido en el gran aliado de los rebeldes. Su relación se ha estrechado tanto en las últimas semanas que Doha ha empezado a suministrar armas a los insurgentes para que planten cara a las tropas gadafistas.

»La monarquía qatarí, que acogió el miércoles la primera cita del Grupo de Contacto internacional que supervisa la intervención en Libia, ya subrayó en la cumbre que la resolución de la ONU que autorizó la operación no impide la entrega de armamento "defensivo" a los sublevados. A su juicio, los opositores necesitan material bélico para poder frenar a un ejército mucho mejor pertrechado y entrenado. Ayer, el diario británico The Guardian confirmaba que Doha ya ha suministrado las primeras partidas de misiles antitanque a los insurgentes.»

KRATES dijo...

Y el emir de Qatar está de visita en España, ¿traerá el dinero prometido tras los bombardeos de Libia?

«El rey de España destaca ante el emir de Qatar el esfuerzo conjunto frente a la crisis libia...»

http://www.nortecastilla.es/v/20110426/espana/destaca-ante-emir-catar-20110426.html

«Don Juan Carlos y doña Sofía rara vez acuden a pie de pista a recibir a alguno de sus invitados. Una de esas excepciones se vivió ayer, durante la llegada de sus altezas reales el emir y la jequesa de Qatar.» Son los nuevos amos del mundo y tienen que besarles el culo...

¡Pero que lo hagan los «rojísimos» de Público! Es penoso:

«En este pequeño emirato 800.000 habitantes, de los que los inmigrantes son mayoría, no hay policías en las calles, no hay disturbios, no hay milicias ni rabia en las miradas. Es un pequeño oasis en el convulso mundo árabe.»

http://www.publico.es/internacional/372789/qatar-un-oasis-de-paz-arabe

Dizdira Zalakain dijo...

Uff... Los de Público se van superando día a día...
Gracias por la noticia.